yo en el desierto 2

Las mil y una noches…

En un puesto de lujo...

En un puesto de lujo…

Este fin de semana he ido con unas amigas de despedida de soltera al país de las mil y una noches… ¡Marrakech!

Aqui comenzó la aventura...

Aqui comenzó la aventura…

Mi prima Teresa se casa en septiembre y a diferencia de las típicas despedidas de soltera quería organizarle un fin de semana de película. Así que me decidí por Marrakech, un lugar mágico con olor a especias y miles de colores.

Nos quedamos en un Riad llamado Abracadabra dentro de La Medina, la antigua ciudad dentro de la muralla. La primera noche llegamos directamente para ir a cenar al Jad Mahal. Pudimos disfrutar de un espectáculo de bailarinas de danza del vientre, disfraces increíbles de colores y maquillajes maravillosos. Música en directo e incluso un percusionista magnífico.

Pedimos el menu degustación. Lo típico allí son las mezclas de sabores dulces y salados.

Pedimos el menu degustación. Lo típico allí son las mezclas de sabores dulces y salados.

todas en la cena

disfrutamos muchísimo del show...

disfrutamos muchísimo del show…

Llegamos al Riad y cada una nos fuimos a nuestras habitaciones. Después de un sueño reparador en esas maravillosas camas desperté temprano. A la luz del día pude apreciar cada detalle del hotel desde los materiales utilizados en la construcción como los cojines y cortinas. Subimos a la terraza a desayunar. Nos prepararon uno de campeonas… tostadas, croisants, fruta, tortillas, etc.

En las habitaciones estaba todo preparado para nuestra llegada! TODO UN LUJO...

En las habitaciones estaba todo preparado para nuestra llegada! TODO UN LUJO…

Riad abracadabra

Riad abracadabra

En la terraza se encontraba la piscina y podíamos observar toda la medina...

En la terraza se encontraba la piscina y podíamos observar toda la medina…

Todas desayunamos juntas y recordamos las anécdotas de la noche anterior...

Todas desayunamos juntas y recordamos las anécdotas de la noche anterior…

Pasamos el resto del día por el Zoco, deleitándonos con el ambiente, los sonidos, los aromas y la gente. Gente simpática que dominaba bastante bien el español. Entre puesto y regateo llego la hora de comer y fuimos a un restaurante, Le jardin, que tenia en su interior un oasis verde extraordinario.

En estas plazas podias ver desde danzas africanas hasta encantadores de serpientes... nunca antes había visto esto ultimo y ¡aluciné!

En estas plazas podias ver desde danzas africanas hasta encantadores de serpientes… nunca antes había visto esto ultimo y ¡aluciné!

Todo parecia un festival de colores. A Teresa la vestimos con su "active wear" porque siempre ha sido la mas deportista...

Todo parecia un festival de colores. A Teresa la vestimos con su “active wear” porque siempre ha sido la mas deportista…

Todo me llamaba la atención...

Todo me llamaba la atención…

Aqui stan Pati y Teresa. Teresa se portó fenomenal y nos obedecia sin rechistar como manda la tradición...

Aqui stan Pati y Teresa. Teresa se portó fenomenal y nos obedecia sin rechistar como manda la tradición…

Me encantó el display que hacían de las especias...

Me encantó el display que hacían de las especias…

Me hice un tatuaje de Hena... Estaba deseando hacérmelo!

Me hice un tatuaje de Hena… Estaba deseando hacérmelo!

Mi hermana Ana Cristina con Teresa hablando con una chica del lugar...

Mi hermana Ana Cristina con Teresa hablando con una chica del lugar…

Tomé un gazpacho de aguacate y el obligado cous-cous de verduras del lugar y superó el de la noche anterior. Después de semejante manjar nos fuimos a refrescarnos un poco en la piscina del Riad antes de salir de nuevo rumbo a la siguiente sorpresa para Teresa, cenar en el desierto.

La medio selva que nos encontramos en el restaurante Le jardin

La medio selva que nos encontramos en el restaurante Le jardin

Estos fueron nuestros pedidos... ¡Delicioso!

Estos fueron nuestros pedidos… ¡Delicioso!

A la salida de Le jardin.

A la salida de Le jardin.

El momento de la piscina fue una gozada.

El momento de la piscina fue una gozada.

Tras una hora casi de camino llegamos a un paraíso desértico con solo una Jaimas como decoración. Dentro de algunas de ellas se encontraban las mesas donde íbamos a cenar y en otras las camas de las habitaciones.

El campamento de taimas era un hotel ademas de restaurante.

El campamento de taimas era un hotel ademas de restaurante.

yo en el desierto 2

nosotras en el desierto

En este momento Teresa no daba crédito al lugar donde la habíamos llevado, tan emocionada estaba, que pudimos arrancarle un par de lagrimas (digo arrancarle porque pocas veces la he visto llorar…jajaja). El pollo, la ternera y las verduras junto con el cous-cous y una crema de verduras fueron excelentes. Y el frio vino rosado que lo acompañó inmejorable.

Nuestras vistas desde la mesa

Nuestras vistas desde la mesa

todas en el desierto

El atardecer allí tiene un color diferente...

El atardecer allí tiene un color diferente…

Ana Cris y yo

Ana Cris y yo

Pati y Lucy

Pati y Lucy

Ana Cristina, Pati, Lucy y yo.

Ana Cristina, Pati, Lucy y yo.

La autentica protagonista de este viaje. ¡Teresa!

La autentica protagonista de este viaje. ¡Teresa!

Durante este tiempo hablamos y reímos sin parar, fue un final perfecto para cerrar un fin de semana excepcional.

Antes de irnos paramos en los jardines del Menara.

Antes de irnos paramos en los jardines del Menara.

Una foto de todas juntas para recordar nuestro primer viaje juntas.

Una foto de todas juntas para recordar nuestro primer viaje juntas.

 

THE ARABIAN NIGHTS…

This weekend I went with some friends to the city of the Arabian Nights… Marrakech!

My cousin Teresa is getting married in September and unlike the typical bachelorette parties we wanted to organize a movie weekend. So I decided to go to Marrakech, a magical place with spices fragrances in the air and thousands of colours.

We stayed inside the Medina in a Riad called Abracadabra in, the old city within the walls. The first night, we arrived on a late flight and went directly to have dinner at Jad Mahal. We were able to enjoy a  belly dancing show ,amazing colourful costumes and wonderful makeup. Live music with even a great percussionist.

We arrived at the Riad and  we each went to our rooms. After a blissful night’s sleep in wonderful beds I woke up early. At daylight I could see every detail of the hotel from the materials used in the construction to the cushions and curtains. We went up to the terrace for breakfast. They  had prepared  for us a champions breakfast.. toast, croissants, fruit, omelettes, etc.

We spent the day at the souk, delighted with the atmosphere, sounds, and smells. The people are very friendly  who dominate  Spanish well enough. Between tents and bargaining it was time to eat lunch so we went to a restaurant, Le jardin, that had its own extraordinary green oasis. I had an avocado gazpacho and the vegetable cous-cous which exceeded the one of the previous night. After such delicacy we went to cool off in the pool before leaving for our next surprise for Teresa, diner in the desert.

After an hours drive we arrived to a desert paradise with only  Jaimas as decoration. Some for dining others for sleeping.

Teresa could  not believe the place where we had taken her too.  She cried of emotion which we could not believe as she rarely sheds a tear, she  was so excited. The Chicken, beef and vegetables couscous were excellent, and the cold rose wine that accompanied, unbeatable.

During the evening we talked and laughed non-stop, it was a perfect end to an exceptional weekend.

3 pensamientos en “Las mil y una noches…

  1. Patricia

    Hola Eugenia!!! Me encanta tu viaje y el riad abracadabra me puedes dar más información sobre la excursión del desierto y Dnd os quedasteis a dormir?
    Mil gracias

    Responder
    1. Eugenia

      Hola Patricia, pues nos quedamos en el Riad abracadabra y ellos fueron los que nos buscaron el plan de la cena en el desierto. Te lo recomiendo muchísimo ya que además de ese me dieron otras opciones también muy apetecibles!!!! Espero haberte ayudado.

      Responder
  2. pilar

    Que preciosidad de viaje!!! pareceis las chicas de la pelicula de Sex in New-York cuando hacen su viaje a Dubai…
    Que colorido y pureza, y que clase teneis todas,…. sois guapisimas!!!

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>