Archivo por meses: marzo 2015

¿Usas condones xxl?

Queridas lectoras, seguro que estáis pensando que me he equivocado de titular, que este no es el blog que conocéis, sin embargo esto no es el anuncio de un sex shop o de una película porno. El uso de condones XXL es una de las claves para evitar el contagio de una de las enfermedades más graves que acompaña día a día a gran parte de la población: la negatividad. Con estas líneas pretendo ayudaros a rodearos de personas que “suman” en vuestra vida y alejaros de todas aquellas que “restan”, ser capaces de identificarlas.

Me imagino que no entenderéis a que me refiero con sumar y restar en vuestras vidas, no hay de qué preocuparse para explicarlo nos vamos a basar en situaciones cotidianas de nuestras vidas.

¿Qué pensáis que ocurre cuando vais al trabajo, entráis en casa, salís a cenar con unos amigos, y en lugar de encontraros caras sonrientes y alegres todo el mundo está con “cara de perro”? Se crea un clima de negatividad, una espiral que se hace cada vez más intensa. Las emociones y los estados de ánimos se transmiten como si se tratará de un virus. Para prevenir el contagio de la negatividad, deberíamos protegernos utilizando condones XXL.

fitness

¿Por qué sucede esto? Las neuronas espejo, son la respuesta a esta pregunta. Son la causa más importante de las emociones colectivas. La base para que un grupo triunfe y sea más feliz o por el contrario acabe hundido en la miseria. Son las emociones colectivas las que explican que un equipo con menos cualidades individuales pueda tener resultados mejores resultados que otro dotado de individualidades mucho mejores.

Estoy convencido que tú también notas las emociones de los colectivos o grupos de los que formas parte, bien porque siempre has pertenecido a este tipo de grupo (tu familia, tus amigos, el departamento donde trabajas) o bien porque te ves inmerso de casualidad. La emocionalidad que percibimos en estos grupos está constituida por las emociones y estado de ánimo que vive este sistema. Esta emocionalidad es más que la mera suma o la media de la emocionalidad individual que componen los grupos. La idea reside en que los grupos están constituidos por miembros o elementos que interactúan entre sí, estableciendo multitud de vínculos dinámicos, constituyendo una realidad superior con entidad por sí misma. Esta nueva realidad, es como si tuviera vida propia, que de hecho la tiene.

Por ello, es importante, ser capaz de limitar las emociones negativas y ser conscientes de lo bueno que es para nosotros y nuestro entorno, potenciar las emociones y pensamientos positivos.

Me atrevo a escribir una pequeña lista de cosas que se pueden hacer cada día para aprender a contagiarnos de sentimientos positivos:

Rodéate de grupos o personas positivas (hago mucho hincapié en este punto, sobre todo cuando hablo con personas desempleadas, deprimidas, bajas de ánimo). Por supuesto es un consejo válido para las que están en activo y para todo el mundo.

¿Sabes qué cosas haces bien? Haz una pequeña lista de todas tus fortalezas (sin falsa modestia) y fíjate en ellas, poténcialas sin focalizarte tanto en lo que no eres tan hábil.

1. Procura evitar aquellas cosas que te bajan “la batería”, así como los “vampiros energéticos y emocionales”. Un diente de “ajo” en nuestros bolsillos no vendría nada mal. Todos en algún momento de nuestra vida, nos hemos visto rodeados de gente negativa.  Con esto no quiero decir que seamos egoístas y apartemos a todas estas personas de nuestro alrededor. Tenemos que estar dispuestos siempre a ayudar los que necesitan nuestra ayuda de verdad pero no a aquellos que hacen de la negatividad su propia vida, su manera de ser…¡esa gente hay que alejarla!

2. Ayuda a los demás. Muestra generosidad. Sonríe. Seguro que te hará sentir de una manera muy positiva. Expresa tus sentimientos.

A modo de conclusión; rodéate de personas que suman en tu vida; son comparables a ángeles que llegan en el momento concreto. Son personas que si llegan en una etapa de tu vida en la que no estás muy bien, te ayudan a levantarte, a cambiar ese chip negativo, porque saben que en esencia eres una persona que suma y desean ver ese lado maravilloso que tienes. El que una persona tenga problemas no es motivo para alejarse, porque los verdaderos amigos son aquellos que se quedan cuando el resto del mundo se ha ido. Y cuando una persona está contigo en las malas te está dando la prueba más grande de su amistad, confía en aquellas personas que están presentes en tu vida y te apoyan en los momentos difíciles.

Aplica estos consejos en tu día y día y lograrás ser feliz y hacer feliz a todos los que te rodean.

Tus manos hablan por ti

Queridas amigas, el buen tiempo se acerca y los luminosos rayos de sol nos hacen pensar en la época primaveral. En estos maravillosos días de alegría y calor, me encantaría tener vuestras manos a mi lado para realizar una gran obra de teatro. Pensaréis que estoy loco, pero no; las manos son la parte de nuestro cuerpo que más comunica. Buena parte del 93 % de la comunicación NO verbal la realizamos con nuestras manos,  por eso,  hoy me parece divertido en este post centrarme en todo aquello que comunicamos con nuestras manos. ¿Qué dicen nuestras manos de nosotros al expresarnos?

manos

A menudo agitamos las manos al hablar. Este un gesto muy habitual, característico en la cultura  italiana. Se utiliza para dar énfasis, y suele ser un gesto autoritario, típico de personas que no suelen cambiar de idea. Habitualmente puede ser usado para indicar un punto y seguido en nuestra conversación.

¿Cuántas veces hemos pensado que alguien que se pone las manos a las caderas quiere guerra, es una persona hostil? En realidad en la mayoría de los casos es una posición de alerta. Es un gesto   típico de personas muy activas y deportistas. A veces puede ser vista como una demostración de autoridad y superioridad.

Hay algunas posiciones que generan desconfianza en el interlocutor; en mi trayectoria como headhunter, unas de las posturas que casi automáticamente me llevan a descartar a los candidatos es aquella que oculta las manos en los bolsillos. Indica falta de voluntad, fuerza, desconfianza y reticencia. Lo más probable es que no tenga interés en lo que le estamos comentando y tengamos que ganarnos su confianza.

Apuntar con el dedo a una persona mientras habla es un gesto de autoridad y que resulta agresivo. Demuestra arrogancia y puede ser muy ofensivo. Claramente se considera de mala educación, lo correcto es señalar con la mano.

Otra señal de inseguridad es el frotarse las manos. Lo hacemos cuando nos encontramos incómodos, nerviosos y temerosos. Frotándonos las manos nos estamos convenciendo que “todo irá bien”. En cambio las manos juntas con los dedos entrelazados indican nervios, ansiedad y frustración.

Hay gestos que son catalogados como típicamente masculinos como el tener las manos en la espalda, posición que muestra una fuerte desconfianza en uno mismo. por otro lado hay típicamente femeninos como las manos en las piernas cruzadas, denota interés en el otro, confianza, simpatía y cercanía con nuestro interlocutor. Un gesto que denota poder es el tener las puntas de los dedos que se tocan.

Personalmente la posición que más me gusta es aquella en la que nuestras palmas de las manos están abiertas hacía arriba, este gesto habla de personas en las que podemos confiar,  con un carácter abierto y optimista.

Lo peor que podemos hacer es ocultar las manos cuando mantenemos una conversación. Es muy importante tener en cuenta que la comunicación verbal solo equivale a un 41 % en el significado de nuestro mensaje. Nuestras manos dotan de significado a nuestras palabras. Cuando una persona al hablar mueve libremente las manos la percibimos más relajada y segura de lo que dice. Es abierta y accesible. En cambio, cuando las oculta, sea colocándolas detrás de su espalda baja, debajo del escritorio o las mete en los bolsillos del pantalón, proyecta una imagen poco confiable, pues de inmediato el interlocutor percibe que “algo oculta”.

Con todas estas claves de comunicación no verbal, a la hora de hablar comienza a ser más consciente del movimiento de tus manos y provocarás que los demás confíen más en ti y te escuchen con atención. El uso de las manos es y siempre será uno de nuestros medios de comunicación más importante. Aprender su significado es clave.

Os deseo una semana muy feliz y os deseo usar las manos para: acariciar, cocinar, hacer amigos, aplaudir y ser felices.

5 pasos para aprender a valorarte y quererte a ti misma

El otro día María, una cliente que había pasado por una fase de su vida muy complicada, me pidió ayuda. Llorando y como alma en pena  me dijo que su corazón se había secado, que era incapaz de dar amor. En realidad su problema más importante es que había dejado de quererse a sí misma.

“Gozar de una buena autoestima significa estar contento con uno mismo y creer que uno merece disfrutar de las cosas buenas que te ofrece la vida”.

Los siguientes 7 pasos son la receta para María y para todos, para valorarte y quererte a ti mismo para mejorar tu autoestima. Estoy seguro que si lees y sientes estos pasos, pronto te querrás más y abrirás, con más generosidad, tu corazón a los demás.

1. Valora Tus Propias Ideas

Aprende a decir lo que piensas de verdad, sin tapujos. Eso sí, no seas desconsiderada o grosera con los demás. Y recuerda que aunque tus ideas sean diferentes o contrarias, eso no te quita el derecho de darlas a conocer. No le des la razón a nadie para agradarle. Traicionar tus ideales y faltar a tu verdad, no te traerá amistades que realmente valgan la pena. Saber decir que NO es fundamental para tu autoestima.

Quiérete a ti misma

2. Valora Tus Decisiones Correctas

Piensa en la gran cantidad de decisiones correctas que has tomado a lo largo de tu vida. No te dejes abrumar por tus errores. Felicítate por todos tus éxitos y logros.

Los errores son esenciales para aprender. Tienes el derecho a equivocarte de vez en cuando, ya que gracias a tus errores, has logrado muchos éxitos.

3. Enfócate En Tus Cualidades Positivas

Acostúmbrate a dirigir tu atención hacia los aspectos más positivos de tu vida. Así se harán cada vez mayores, y te harás más fuerte. Nuestra cabeza es como un imán, si pensamos en positivo atraemos al éxito, si pensamos en negativo, nos rodeamos de pesimismo. Piensa en tus cualidades y éxitos.

4. Busca Tu Propia Aprobación

Si alguien te hace saber que no le caes bien, no tienes por qué pensar que es tu culpa. No tienes por qué cambiar tu modo de ser para ganar el aprecio de la gente. Comprende que no es posible ni necesario agradar a todo el mundo.

No les des a los demás la oportunidad de influir en tus sentimientos hacia ti mismo. Encontrarás la aprobación que realmente necesitas en tu interior, no en los demás.

5. No Te Compares Con Nadie

Las comparaciones sólo te llevarán a sentirte infeliz o a crear en ti una falsa sensación de superioridad. Al igual que cualquier otro ser humano del planeta, Tú Eres Única. Tú posees tus propias fortalezas y debilidades, así como tus talentos y tus destrezas individuales. Todos tus genes, tu educación y tus experiencias, se han combinado para que seas una persona distinta a todas las demás.

Eres un ser único, y por lo tanto, no tiene sentido que te compares con ningún otro.

Estos pasos pueden ayudar a cualquier persona a valorarse y aprender a quererse a sí mismo. Pero para que a ti te den resultado, tienes que ponerlos en práctica a partir de HOY MISMO.

Entrena sin miedo a quererte cada día más. No tengas miedo, no te volverás insoportable o arrogante. Te volverás más atractiva, porque la autoestima es nuestro bótox emocional, alisa las arrugas de nuestra mente y de nuestro corazón.