Las cremalleras…

 

1W8A1562-copia

VESTIDO DE SUPERTRASH Y PULSERA DE SWAROVSKY.

Las cremalleras son sugerentes…

Se abren…se cierran…

El sutil traqueteo de su sonido nos advierte que algo va a comenzar o que ha llegado a su FIN.

Son el toque final en cualquier vestido.

Necesitas abrirla para que te quepa la prenda y cerrarla para que te ajuste bien y  quede perfecto.

Depende de cuánto la abras para que simplemente sugiera o lo enseñes todo.

En ocasiones ajusta tanto que nos da un pequeño mordisco por la que por unos instantes la odias a muerte.

A veces se abre a traición y algún observador nos advierte con timidez de que “algo anda suelto”.

El ritmo con el que se abre o cierra indica el tipo de ambiente que nos rodea…lento y sensual, o rápido y deseoso.

Es la barrera que separa a ambos cuerpos.

La cremallera…

Hoy te lo dedico a ti: Compañera Cremallera

1W8A1580_blog

¡¡¡PASEN Y VEAN!!!

Kira

Nos seguimos mirando en Twitter, Facebook e Instagram

 

Fotos: Alberto Saguar

Estilismo:Jose Herrera

Agradecimientos: Be Agency, Rebeca Trillo, Pedro Urech, Irene Valdezate, Samuel Sanz

 

 

Cuando un percance en un avión te hace reflexionar…

Parece que el frío reaparece con fuerza.

Hace unos días volvía de mi tierra y tuvimos un pequeño percance en el avión, debido a la fuerte tormenta de viento. Parece mentira , pero en esos minutos de incertidumbre donde no sabes muy bien qué va a ser de ti y además donde sólo puedes abandonarte a la suerte porque no está en tu mano hacer nada para remediar lo que tenga que pasar, tu cabeza va a mil por hora. Me dio tiempo a pensar en un millón de cosas. Hacer balance de mi vida controlando la ansiedad que la situación me provocaba. Los pasajeros enmudecían pálidos. Algunos no podían remediar derramar lágrimas. Yo intentaba respirar para no marear demasiado y es curioso cómo sentía una paz tremenda. En una situación en la que quizás fuera el “fin de mis días” ( algunos pensarán que exagero , pero hay que verse en la situación) mi consuelo era que por lo menos los últimos días de mi vida habían estado impregnados de risas, bailes y cariño. Me sentía realizada.

Tras un par de intentos fallidos, por fin tomamos tierra, ( nunca olvidaré la sensación de salvación) me subió un cosquilleo por todo el cuerpo y ganas de llorar. Es alucinante cómo funciona el cuerpo y la mente. En una situación de emergencia y tensión, te mantienes alerta, pero en cuanto te relajas, brotan todas las emociones. Todos nos mirábamos con cara de alivio. No era nuestro momento y alguien nos había dado otra oportunidad. Sentí unas ganas locas de abrazar al piloto, al que nunca llegué a ver la cara, pero que desde aquí le agradezco que tuviera la destreza de lograr aterrizar en aquellas condiciones.

Anduve por el aeropuerto con una sonrisa de oreja a oreja, pero agotada, el susto me había dejado casi sin fuerzas, pero con una energía brutal. Ya sé que es contradictorio, pero era cómo yo me sentía.

Así que desde aquí les digo que hay que disfrutar la VIDA.

Nunca se sabe cuando ni cómo se truncarán tus días…

Come, ríe, salta, baila, lucha, anda, habla, escucha, observa, corre, canta, grita, abraza, besa, suda, cuida, construye, estudia, viaja, comparte…haz que tu vida merezca la pena.

1W8A1760-copia

Y ríete mucho… a mí es lo que me limpia el alma!!!

1W8A1764-copia

JERSEY THE HIP TEE, CAMISETA THE HIP TEE, PENDIENTES DINH VAN, ZAPATILLAS ADIDAS

¡¡¡PASEN Y VEAN!!!

Kira

Nos seguimos mirando en Twitter, Facebook e Instagram

 

” LA VIDA ES COMO UN ESPEJO, TE SONRÍE SI LA MIRAS SONRIENDO”

 

Fotos: Alberto Saguar

Estilismo:Jose Herrera

Agradecimientos: Be Agency, Rebeca Trillo, Pedro Urech, Irene Valdezate, Samuel Sanz

 

Especial Fin de Año

Llega la Nochevieja.

La noche en la que despedimos el año.

Resulta alucinante cómo pasa el tiempo.

Hay años que estas deseando que acaben y que empiece otro mejor.

Otros años celebras lo bien que te ha ido y deseas que el siguiente por lo menos sea igual que el se acaba.

Años que pasan a toda máquina, casi sin darte cuenta, estas otra vez tomándote las uvas.

Años de los que sales reforzada.

Otros que archivas en la memoria del olvido.

Años en los que tu vida cambia por completo.

Pero cada uno de ellos, los buenos y los malos, te han hecho ser la persona que eres hoy.

Por eso hay que celebrar todo lo vivido y lo que nos queda por descubrir.

Ponernos nuestras mejores galas, dibujar nuestra mejor sonrisa y disfrutar de cada persona que tenemos a nuestro lado.

1W8A1537-copia

IMG_3692

VESTIDO DE SUPERTRASH, COLLAR Y ANILLO DINH VAN, CARTERA URSULA MASCARO, ANILLO MANO DERECHA SOULBASK, ZAPATOS URSULA MASCARO

1W8A1544-copia

Desde aquí les deseo un feliz año nuevo, que luchen por sus sueños y que sigamos conectados por mucho tiempo más.

¡¡¡PASEN Y VEAN!!!

Kira

Nos seguimos mirando en Twitter, Facebook e Instagram

 

Fotos: Alberto Saguar

Estilismo:Jose Herrera

Agradecimientos: Be Agency, Rebeca Trillo, Pedro Urech, Irene Valdezate, Samuel Sanz

 

Una ración de “singing-running” por favor…

En éstas fechas se mezclan diferentes emociones en nuestros cuerpos.

Alegría porque hay que celebrar que estamos juntos y tristeza por aquellos que ya no están. Recuerdos de Navidades pasadas aparecen por éstas fechas, normalmente teñidos de nostalgia.

Soy muy familiar y después de unos días en armonía con mi familia tuve que coger un avión de madrugada para venir a Madrid a trabajar.

Resulta extraño pasar un 25 de diciembre sola. Siempre lo he pasado acompañada de familia, amigos o compañeros.

Pero las circunstancias de éste año se han dado así. Aterrizar en mi casa y sentir un pequeño escalofrío, el sillón de la melancolía me abraza entre sus cojines. Y ahí me quedo sumergida en mis pensamientos…pero sólo un rato… pronto decido pasar a la acción.

Hace tiempo que no corro. Pequeñas lesiones que me tienen en la parrilla de salida. Ayer tuve mi primera toma de contacto con mis hermanos y hoy era hora de volver a las andadas…a mis zancadas.

“No importa cuántos kilómetros, ni a qué velocidad vayas Kira” me repito a mí misma…sal a disfrutar, a ver cómo reacciona tu cuerpo…tu mente.

Casi sin darme cuenta estoy trotando sin ninguna molestia, y sin querer me observo cantando en alto.

¿Y por qué no? Déjate llevar, me gusta la sensación de correr al ritmo de la música, de escuchar cómo mi voz resuena por mi cuerpo, y me permito cantar bien alto. No importa si la canción es hortera, cursi, cañera…no importa si me miran y piensan que soy una loca o una flipada que va cantando a lo Beyoncé, siento que hoy me da igual todo, que me lo dedico a mí. Y cada vez canto más alto y más claro, sin barreras, sin juicios…y siento que sacar mi voz me va curando…es una especie de decir todo lo que he callado…

Creo que a veces no decimos las cosas por miedos, así que hoy, de alguna manera inconsciente, estaba limpiando mi alma de palabras y sentimientos “no dichos”.

Y cada vez noto que voy más suelta, que la melancolía va desapareciendo para dar paso a la alegría.

Me da igual si me da flato el cantar, si no controlo la respiración, si mi técnica de carrera no es la mejor. Sólo me importa éste momento único que me regalo por Navidad, un poquito de “singing-running terapia”. A veces acompaño mis cánticos con un golpe de cadera al ritmo del compás o un brinco en el redoble final de la canción. Me entra la risa a mí sola. Me divierto conmigo misma.

Y pienso en lo afortunada que soy de todo lo que me rodea.

Sin esperarlo he hecho más kilómetros de los que creía que podría hacer, he alucinado con los colores tan intensos que se dibujan ahora mismo en mi querida Casa de Campo, he dejado que los rayos de sol me acaricien la piel, he sentido el cariñoso sudor de mi cuerpo, he viajado con mi mente junto a mis seres queridos.

He roto mis propias barreras.

Me he dejado SER.

Llego a mi casa con otra energía. Pienso en todos aquellos que no están, que marcharon, que desaparecieron, que cambiaron, que la vida me robó…pero ahora los pienso desde otro sitio más bonito. Pienso también en todos aquellos que se quedaron, que continúan estando, que estuvieron y estarán. Pienso en todas las personas que forman parte de mi vida. Y sólo puedo estar agradecida.

Miro a mi alrededor y puedo gritar a los 4 vientos que soy feliz.

Me abro un vinito y un buen jamoncito…porque hoy tengo muchas cosas que celebrar.

¡Va por ustedes!

Haz tu propia banda sonora y muéstrala al mundo.

¡Feliz Navidad a todos!

FullSizeRender

SÍ…LLEVO UN DESODORANTE A MODO DE MICRÓFONO…Y QUÉ?! ;)

¡¡¡PASEN Y CANTEN!!!

Kira

Nos seguimos mirando en Twitter, Facebook e Instagram

QUÉ TENDRÁ LA MÚSICA QUE TANTO CURA…

 

¡¡¡Desapégate!!!

La naturaleza es muy sabia.

“Fíjate en lo que hacen los árboles” me dijo una gran amiga.

Los árboles, con la llegada del otoño, se desprenden de todo aquello que no les hace falta, por eso llega el momento de deshacerse de las hojas secas.

Así que con esa reflexión en la mente, llegué a mi casa y empecé a observar todas aquellas cosas que tengo guardadas y que no uso en mi día a día.

Todo aquello que guardo “por si acaso” en algún momento me puede hacer falta, momento que en la mayoría de los casos nunca llega.

Ropa de hace años que guardo con cariño “por si acaso” en algún momento me apetece ponerme un look vintage.

Botas de otras temporadas que ya no pegan ni con cola, pero que ahí las tengo, superando los cambios de armario “por si acaso” decido vestirme al más puro estilo de los noventa.

Cajitas, cajones llenos de artilugios que no necesito, pero que tampoco he querido tirar “por si acaso” llega ese día en el que le de el uso que merece.

Me agobió descubrir la cantidad de cosas que guardo por el “por si acaso”.

Así que empecé a hacer una buena limpieza. A ponerme en modo “práctico” y quitarme de encima todo aquello que no uso en el día a día.

Dicen que “la basura de unos es el tesoro de otros”. Las cosas que tú ya no valoras porque las tienes muy vistas a otros les hace una ilusión especial, pues la novedad siempre atrae.

Y qué quieren que les diga, sienta muy bien ir aligerando espacios.

Por eso les recomiendo vender, regalar, donar, tirar… los “por si acaso” que no hacen más que invadir nuestras casas.

Desterrar lo viejo para dar paso a lo nuevo.

1W8A1784-copia

JERSEY DE SALSA

Poco a poco ir desapegándonos de todos esos objetos que acumulamos sin sentido, pero que para otras personas si serán necesarias.

De ésta forma quiero entrar en el 2016, un poquito más ligera.

Y aprender, como los árboles, a desprenderme de lo innecesario.

Yo ya estoy en el camino…

¿Ustedes?

¡¡¡PASEN Y VEAN!!!

Kira

Nos seguimos mirando en Twitter, FacebookInstagram

 

1W8A1789-copia

“EL DESAPEGO,

NO ES QUE TÚ NO DEBAS POSEER NADA,

ES QUE NADA TE POSEA A TI”

ALI IBN ABI TALIB

 

Fotos: Alberto Saguar

Estilismo:Jose Herrera

Agradecimientos: Be Agency, Rebeca Trillo, Pedro Urech, Irene Valdezate, Samuel Sanz

 

 

 

 

Amigos…

¿Cómo va esa semana pre-puente?

Yo, deseando que llegue el fin de semana.

Por fin vienen mis amigas de Las Palmas.

Será la primera vez en bastante tiempo que nos reunamos las 4 juntas. Es curioso, pero por los ritmos de vida y la distancia siempre hay alguna que falta, siempre echamos de menos a alguien.

Pero en ésta ocasión, el destino (y nosotras) ha querido que nos juntásemos y estamos preparando una larga fiesta de pijama.

Hay momentos en la vida en los que uno se da cuenta de lo importante que es esa “familia escogida”, esos amigos con los que caminar.

Hay amigos con los que creces, pero la vida te lleva por caminos diferentes y aunque el cariño siga estando, ya no hay mucho que compartir.

Hay amigos que a pesar de la distancia y el tiempo sin apenas hablar, cuando los ves, es como si no hubiera pasado el tiempo.

Hay amigos que durante una época de tu vida fueron importantes.

Amigos que nunca imaginaste que te acompañaran y te apoyaran en los momentos más difíciles de tu vida.

Amigos que te sorprenden desapareciendo cuando más los necesitas.

Amigos con los que compartir risas, confidencias, llantos, secretos, angustias, comidas, mensajes, decisiones… A veces, cada amigo te sirve para algo concreto.

Yo, me siento feliz de la “familia” que me rodea. De todos he aprendido.

Y este fin de semana va a ser una jornada intensiva de amigas. Estoy deseando fundirme en un abrazo con ellas ( sí, yo soy la sensiblera del grupo) ponernos el taconazo (o las camperas) y salir a bailar hasta que el cuerpo aguante. Hacer terapia en casa, (porque por wassap ya nos ponemos al día de todo), pasear, comer rico… Somos un buen equipo. Estar juntas es como hacer una clase de risoterapia. Ataques de risa continuos, complicidad, pullitas cariñosas…entre nosotras no hay secretos, tampoco hay poses. No hay nada que esconder ni tampoco que aparentar. La libertad de ser natural en estado puro. Hay confianza suficiente para absolutamente todo. Vamos todas a una. Nos apoyamos, nos queremos y nos lo demostramos.

Este sería un look estupendo para éste puente.

1W8A1681-copia

VESTIDO DE ASH, ZAPATOS DE URSULA MASCARO, BOLSO DE JELLYMOON, PULSERAS DINH VAN.

 

1W8A1666-copia

Por todo eso, este fin de semana largo promete. Porque esta vez no faltará ninguna y no tendremos que mandarnos audios o fotos, para que la que no está, nos sienta cerca.

Ésta vez estaremos juntas. Porque estar con ellas me limpia el alma. Me renueva, me fortalece.

¡Que tiemble Madrid, las canarionas vienen con fuerza!

Les deseo un feliz puente, y que lo disfruten cerca de su familia, de sangre o escogida.

¡¡¡PASEN Y VEAN!!!

Kira

Nos seguimos mirando en Twitter, Facebook e Instagram

FullSizeRender

“AL FINAL, NO NOS ACORDAREMOS TANTO DE LAS PALABRAS DE NUESTROS ENEMIGOS, SINO DE LOS SILENCIOS DE NUESTROS AMIGOS”

MARTIN LUTHER KING, JR.

 

Fotos: Alberto Saguar

Estilismo:Jose Herrera

Agradecimientos: Be Agency, Rebeca Trillo, Pedro Urech, Irene Valdezate, Samuel Sanz

 

 

Turista en tu ciudad…

Pasear…

A veces siento que el ritmo de vida nos lleva a una velocidad de vértigo.

Andamos por las calles desde el punto A hacia el punto B, con un objetivo, móvil en mano, y sin apenas mirar a las personas con las que nos cruzamos o los edificios por los que pasamos.

Cuando viajamos, pateamos la ciudad admirando cada esquina. Nuestros ojos se vuelven curiosos queriendo fotografiar los lugares por los que pasamos. Y levantamos la mirada. Miramos hacia arriba para ver los edificios o los paisajes. Saboreamos cada zancada que damos.

Pero al llegar a nuestra ciudad, de nuevo volvemos a bajar la mirada. A caminar con nuestro objetivo en mente, desde el punto A hasta el B y posiblemente sin despegarnos del móvil.

Por eso, a veces me gusta hacer de “turista en mi ciudad”.

Pasearla. Andar sin objetivo alguno. Y mirar hacia arriba.

De pronto descubres, que ése lugar por el que llevas pasando 15 años, tiene rincones mágicos…peculiares…que nunca te habías parado a observar (hasta que ves a algún turista sacando alguna foto) porque el ritmo de vida nos lleva hacia nuestro objetivo, no perder el tiempo.

En ocasiones ese “perder el tiempo, es recuperarlo”.

Por eso hoy les propongo ser turistas de vida. Visitar ese museo que la gente de fuera paga por ver y que tú, por vivir al lado, ni siquiera los has pisado. Descubrir ese bar auténtico de toda la vida. Pararte a observar los edificios, es curioso cómo ha evolucionado la arquitectura.

Caminar por tu ciudad sin ritmo, sin rumbo, con el único objetivo de empaparte de cada rincón. 

1W8A2148-copia

ABRIGO DE DOLORES PROMESAS, PANTALÓN VAQUERO KOCCA, CAMISA BENJAMIN FRIMAN, BOLSO JELLYMOON.

1W8A2163-copia

1W8A2219-copia

CON MI PERRITA “LANA”, ES UN SHITZU DE 6 MESES QUE ME TIENE LOCA DE AMOR.

Toda la vida me he criado entre animales.

Reconozco que tener perro en la ciudad, hace que te obligues a pasear. Gracias a dedicarle ese tiempo a tu mascota, también te lo estas regalando a ti.

Me encanta ir al parque con ella. Verla correr y juguetear con otros perros hace que te olvides por unos instantes del estrés que te espera a la vuelta de la esquina.

¡¡¡PASEN Y PASEEN!!!

Kira

Nos seguimos mirando en Twitter, Facebook e Instagram.

“LA ÚNICA FORMA DE AVANZAR ES LEVANTARSE Y CAMINAR”

Foto: Alberto Saguar

Estilismo:Jose Herrera

Agradecimientos: Be Agency, Rebeca Trillo, Pedro Urech, Irene Valdezate, Samuel Sanz

Hoy es para mí…Running terapéutico…Reflexiones de domingo…

Domingo por la mañana.

Despierto muy pronto, sin alarma. Mi intención era dormir hasta que el cuerpo aguantara, pero algo me hace abrir los ojos antes de tiempo.

Preocupaciones, nervios, estrés…no sé lo que es exactamente, pero estoy bajita de ánimos y despierto entre sábanas que huelen a tristeza.

Hace tiempo que no corro por una lesión en la rodilla, eso me hace estar más flojita y no me atrevo a salir a correr.

De pronto algo me empuja a calzarme las zapatillas y salir a la calle, a lo que sea, andar o correr, lo que el cuerpo aguante. Sin objetivo. Es simplemente dedicarme tiempo a mí.

Y eso hago. Primero camino, observando todo lo que hay a mi alrededor, sin prisa…y poco a poco empiezo a trotar, con cuidado de que mi rodilla no se empiece a quejar, pero no lo hace. Cada vez tengo mejor ritmo en carrera y los dolores que tenía físicos empiezan a desaparecer. Me siento bien. Pero de pronto…ups, aparece el llanto. Inmediatamente pienso: ” ¿qué haces Kira, no llores?! Pero por primera vez no hice caso de esa parte que juzga y tiene miedo a dejar que afloren los sentimientos, así que me dejé llevar y lloré… y lloré…y lloré hasta que me entró la risa porque estaba llorando mientras corría y parecía una loca corriendo por la Casa de Campo. Pero me daba igual, hoy es mi día y me voy a permitir dar rienda suelta a las emociones, por algo están saliendo ahora.

Quizás por el ritmo de vida que llevamos hay algunas heridas que no terminan de cicatrizar en nuestro interior. No nos paramos a mirarnos, observarnos, reflexionarnos, para poder crecer. Pues hoy era el día para afrontar esas grietas del alma.

Con el “modo aleatorio” de mi música suena esa canción que tanto me gusta y me atrevo…SÍ, me atrevo a cantar con todas mis fuerzas…sin miedo…sin pudor, porque hoy es mi día…es EL DÍA. Hoy me doy permiso para volar en el mundo de las emociones. Buenas o malas, da igual, unas te llevan a otras…hay canciones que te arrancan las lágrimas, hay otras que te llenan de vida, la música intensifica las emociones y con mi pequeña banda sonora particular sigo corriendo, sin parar, entre llanto, risas y cánticos. Ante un  público de árboles a los que me imagino tapándose sus hojitas para no escuchar cómo desafino… no me importa, HOY no quiero hacerlo bien, HOY simplemente quiero HACER…SENTIR…SER…yo, en estado puro.

 

L

Me cruzo con ciclistas, no saben muy bien si prestarme ayuda o pedalear más rápido para huir de esa rubia desquiciada. Algunos runners a los que les suena mi cara y me miran extrañados, -” ¿esa era…Kira Miró?”- se giran…quizás piensan que en mi estado me voy dar de cabezazos contra un árbol… No, tranquilos, sólo estoy haciendo “running-terapia”. Y me da igual las miradas ajenas. Al más puro estilo de comedia romántica donde la actriz protagonista llora sin parar mientras conduce su coche y canta fatal esa canción mientras mueve su cabeza al ritmo de la música…

Pues así iba yo. Sin parar de correr, con la cara enrojecida empapada en lágrimas, sudor y mocos…( hoy me ganaba un ARGGG seguro)…sí señores, una no puede mantener el glamour todo el rato, además HOY es el día de las emociones…todo lo demás me da igual. HOY ES PARA MÍ.

Y poco a poco, sin darme cuenta, había subido y bajado cuestas acumulando kilómetros en mis piernas. Y lentamente, esos nudos que tenía enredados en el alma se fueron aflojando, no desaparecen, pero aprietan un poquito menos.

Y me vuelvo a casa sintiéndome un poquito más ligera, un poquito más serena y por qué no, más fuerte y capaz de afrontar el día con esa alegría que me caracteriza.

HOY era el día de pasarle la ITV a mi interior, de reparar esas pequeñas grietas que en ocasiones te desdibujan la sonrisa…HOY era el día de hacer “running-terapia”. A mí me ha sentado de lujo, se los recomiendo.

Pero cada uno tiene su terapia particular, running, paseos, yoga…da igual, pero hagamos un pequeño STOP en la vida. Una hora, dos minutos, cuatro días…lo que sea, pero ese tiempo que nos dedicamos a nosotros y nos DAMOS EL PERMISO DE SENTIR. De llorar todo aquello que no lloramos en su día, de recordar lo que creímos olvidado, de reír…SENTIR.

Y ahora con su permiso, me voy al teatro. Con una fiesta de endorfinas bailando en mi cuerpo, enganchada a ese “after hour” físico… a darlo todo junto a unos compañeros auténticos con los que tengo la suerte de compartir escenario. Intentaremos hacerles pasar una hora y media de carcajadas para resetear las cabecitas.

¡¡¡PASEN Y SIENTAN!!!

Kira

Nos seguimos mirando en Twitter, Facebook e Instagram

FullSizeRender

 

Mi mar particular…

Nací en una isla. Prácticamente toda mi infancia la recuerdo cerca del mar. Con amigos, con la familia, en soledad…toda mi vida huele a salitre.

Recuerdo días enteros en las playas de mi Gran Canaria. La sensación de llegar a casa los domingos roja como un tomate del sol. Recuerdo la arena pegada en mi piel, el olor del after sun que me untaba mi madre cuando me quemaba la naricilla y la espalda, el fresquito y el alivio que sentía con su suave mano.

Navegar en barcos de amigos y bañarnos en aguas cristalinas en altamar. Veranos enteros con la pandilla y las zodiacs viviendo y jugando en el agua… entre risas… sin miedo… con libertad.

Haciendo ski acuático, bodyboard, navegando con optimist. Tirarnos desde lo alto del faro al mar haciendo bomba. Primeros besos, primeras lágrimas…

Toda mi vida ha estado cerca del mar.

surf2

Crecí en él.

Aunque vivía en las montañas, siempre lo veía a lo lejos. Me servía de brújula, me orientaba.

El mar me hace sentir bien, como en casa.

Me gusta escucharlo, su sonido me serena, me da paz.

Me fascina ver las olas, un mar bravo y con espuma te limpia el alma.

Me  gusta el ambiente surfero. Cómo esperan la ola adecuada para deslizarse sobre ella. La paciencia, la espera, para remar fuerte y subirse a la ola perfecta. Es un poco como la vida, esperar la oportunidad para surfear sobre ella.

surf3

Honestamente espero que mi surf no simbolice mi vida porque de momento solo remo y remo con todas mis fuerzas para conseguir mantenerme en pie sólo unos segundos. Después, caerme y ser revolcada. ¡Jajaja!

surf7

Pero no me importa, vuelvo a coger la tabla y lo vuelvo a intentar. Horas y horas en el agua. Si algo sé, es que soy luchadora y constante. Seguiré remando hasta que logre disfrutar sobre la ola. Como en la vida…

Cuando llegué a Madrid una de las cosas que más me desconcertaba era que  no veía el mar. ¡Había perdido mi brújula particular! Solía darme paseos por el Templo de Debod para ver las puestas de Sol y entonces a lo lejos imaginaba que todo lo que veía era el océano, mi Atlántico.

Es impresionante cómo se puede volar con la imaginación. Allí estaba yo, navegando entre asfalto y edificios, pero sintiendo el mar, su olor…su brisa…era la solución para estar cerca de los míos.

surf5

¡Desde aquí les propongo que viajen con la imaginación! El poder de la mente que nos lleva allá donde queramos, haciéndonos revivir sensaciones, lugares, olores, sabores…

Yo escogí el mar, pero cada uno tiene su “mar” particular.

Si estás triste, piensa en aquello que te dá paz, que te gusta, te relaja… siéntelo, huélelo, vívelo, cántalo, báilalo, disfrútalo, grítalo, tócalo, sonríelo…¡¿Por qué vivir las cosas que nos gustan sólo una vez?! ¡Revivamos las veces que nos dé la gana, gracias a nuestra mente!

Volvamos a besarnos por primera vez, ericemos nuestra piel con las primeras caricias, conversemos con nuestros abuelos aunque ya no estén, aquél ataque de risa con tus amigas en el bar, el olor de tu plato favorito cocinado por tu madre, el primer baile en la fiesta del instituto, la guerra de tarta en tu cumpleaños, aquél paseo, aquella mirada…

surf6

¡Gracias “Mente” por hacerme volar y revivir buenos momentos!

Ésa fué… y es mi terapia particular.

Busca y encuentra tu propio Mar…

PASEN Y VEAN!!!

Kira

Nos seguimos mirando en Twitter e Instagram

Agradecimientos . Hotties, diseña tu propio neopreno!!!