Archivo por meses: agosto 2012

El regalo de ser anónimo

Alucino pepinillos,  y por eso escribo este post, de cuanta gente joven aspira a ‘ser famosa’!!  Desde mi humilde punto de vista, no saben lo que dicen. Si vas a soñar, sueña alto, cambia el mundo, haz algo con tu vida…pero querer ser famoso porque sí, eso no.

Supongo que pensámos que las celebrities tienen éxito, lo tienen todo. Tienen casas de lujo, yates y les regalan todo. Sí claro. Y los cerdos vuelan. Esas serán las super-mega-maxi famosas, las estrellas de cine, de las que ya casi no quedan. Marilyn M. ya murió hace medio siglo. Ahora habría que diferenciar entre tipos de fama, pero paso de fragmentar sinceramente. La fama me parece casi como una lacra, y no voy a dividir a los solitarios. A mí la fama o más bien la popularidad me viene a consecuencia de mi curro. Y amo mi trabajo, mi trabajo es mi pasión. Así que sonrío en cada foto, y trato a los demás cómo yo quiero ser tratada. Trabajo bien y mucho, y doy problemas zero, ese es mi lema. La fama es un aspecto más de mi versátil laboro. Así me gusta emplazarlo, con mis gafas más optimistas.

El otro día presenté la premiere de ‘THE AMAZING SPIDERMAN’ y me enteré de un chismorreo sobre Andrew Garfield que me impresionó. El chisme dice así: ‘Andrew hoy se ha ido a dar su último paseo de anonimo por Madrid, para disfrutar de sus últimos momentos de libertad, antes de que el mundo vea la película y no pueda ni andar sin papparazzi’s y fans alocadas a su alrededor’. Qué heavy me parece. Despedirte de golpe y porrazo de tu vida anónima. Como un triunfito como Bisbal, o Bustamante, te metes en algo anónimo y sales mega conocido y con legiones de fans. Tiene que ser surrealista como mínimo.

Vivimos en la cultura del ‘exito’, dónde el anonimato se desprecia. La gente que piensa así, obviamente no es consciente que el anonimato es la joya más preciada de todas. Es nuestro regalo natural, nuestro pasaporte a la libertad total. La fama significa el constante escrutinio público de los medios, la consecuente crítica ‘positiva’ o no tanto pero constante, la presión de las masas. La fama está tremendamente sobrevalorada.

No cesa de sorprenderme lo rápido que la gente se olvida de tí si dejas de salir en la tv. Es increíble y me hace muy feliz pensar que el día de mañana, si me quiero dedicar a algo más anónimo, puedo dejarme el pelo largo y desaparecer…¿quién no tiene una fantasía escapista? Ya sea dejarlo todo e irte a otro país, o a montar un txiringuito en la costa y vivir la vida ‘chilled out’. Todos tenemos estas utópicas ideas pululando por nuestros thoughts. Algunas son quiero ser famoso, pero gracias a Diós sabe quién, en la variedad está el gusto, y hay gente para todo. De todo hay en la viña del Señor.

Al igual que hay gente anónima que se aburre de su anonimato, se quejan de no ser nadie, seguro que hay famosos que se hartan de serlo y darían el brazo derecho por dejar de serlo por un día. La vida es así de equilibrada, todo se balancea.

 

No necesito + pecho si tengo + ‘pechonalidad’

 

-No necesito + pecho si tengo + ‘pechonalidad’- no debe leerse con acento chino (a que ya lo has hecho?) jajaja!

Está claro que hay gente con mucha personalidad que se pone tetas. Pero también creo que más gente de la que debería se opera sin ton ni son. Pasan por el cirujano como si del dentista se tratase, o peor aún…un psicólogo.

Publiqué esta foto esta semana en mi cuenta de Instagram(pincha aquí para verla: http://instagram.com/p/OJHaVEG4_c/). Lo hice a modo de sátira de la cultura de tipo ‘ilustrado’ de las jóvenes que viven sacándose fotos desde todos los ángulos(yo misma llevo años practicando frente al espejo). Haciendo como las chonis, pokeras y demás ‘lolitas’ de extrarradio(por lo visto me falto poner morritos). Todos tenemos una choni dentro arañando con sus uñas de vitroceramica por salir. Yo la dejé salir a pasear y presioné PUBLICAR. La colgé y hubo reacciones de todo tipo, pero la cuestión es que obtuve más de una crítica ‘constructiva’ de fans de las tetas grandes. Me parece perfectamente digno y lícito que les guste más pecho, pues que miren a pechugonas ¿no?

Durante años tuve complejo de poco pecho, pero jamás pensé en operarme, en mi tiempo no era tan accesible y común. Pero con el tiempo he de admitir que me flipan mis tetas!! En serio, me gustan mucho porque creo que van en sintonía con el resto de mi cuerpo. No son perfectas, ni realmente simetricas, pero tampoco lo es mi nariz y no la quiero menos por ello. No sé. Cada uno que haga lo que quiera, yo respeto el ego de cada persona. Si al operarte te vas a ver mejor, adelante, pero normalmente el tiempo pone cada cosa en su sitio.

Creo que mi hipotesis se podría resumir en esta frase: A lo hecho, pecho. A lo hecho (por la naturaleza), pecho. Why fuck with nature, ¿sabes? Además añado de mi propia cosecha, que no necesito más pecho… teniendo tremenda ‘pechonalidad’!.

ps: además tiene ventajas…sabrás que tu novio o novia no te quiere por el tamaño de tus tetas(lo cual sería grave). No tienes que llevar sujetador siempre…viva la teta libre! Y por otra parte todos los tops quedan bien ya que el pecho pequeño, desiempre, es más elegante.

Fin.